Su aplicación en estado líquido

El ozono se puede disolver en el agua tal como puede ser el cloro y otros productos químicos. En muchas plantas ya se emplea el ozono acuoso, aplicado mediante sistemas de inyección de ozono, especialmente en la desinfección de productos alimenticios. El ozono acuoso se puede rociar sobre los productos dentro de la propia planta, de forma segura. El equipo, las paredes, el suelo, las bañeras, los drenajes, los tanques, los estantes, los cuchillos y las mesas se pueden rociar con ozono acuoso. Las tuberías cerradas también pueden desinfectarse perfectamente con ozono utilizando un sistema llamado Clean in Place (CIP) gracias a nuestros equipos generadores de ozono.

SI DESEAS MÁS INFORMACIÓN

Consultenos sin compromiso

Si desea más información, complete este formulario. Nos pondremos en contacto con usted a la mayor brevedad posible.

Seleccione los archivos que desee adjuntar
El tamaño máximo para cada archivo es 100 MB

    ¡Atención! Este sitio usa cookies y tecnologías similares. Si no cambia la configuración de su navegador, usted acepta su uso. Ver Política